Día 1, 20 de julio. Barcelona - Sofía.

Vuelo directo de Barcelona a Sofía. Recepción y corto transfer a nuestro hotel en el centro de la ciudad. Noche en Sofía.

Día 2, 21 de julio. Sofía. Visita de la capital.

Después del desayuno, dispondremos de un día entero para visitar Sofía.
La capital de Bulgaria es una ciudad cargada con más de 2000 años de historia: los yacimientos de la antigua ciudad de Serdica; sus viejas iglesias del primer cristianismo, como la St Georgi Rotunda y la basílica de Sta. Sofía, su espíritu de la nación que renació en la segunda mitad del s. XIX, presente en cantidad de edificios civiles, el mayor templo ortodoxo de los Balcanes y uno de los más grandes del mundo, la catedral de St. Alexander Nevsky ... Vuestra guía os acompañará durante la visita si queréis (es también guía turística oficial), o si no, os dará las indicaciones que deseéis para visitarla por vuestra cuenta.
Por la tarde tendremos tiempo libre para visitar algunos de los museos importantes: de Arqueología, de Bellas artes o Etnografía, de historia de Sofia o simplemente para hacer compras, tomar café en una terraza al aire libre y sumergiros en la vida cotidiana de la capital.

Noche en Sofia.

Día 3, 22 de julio. Monte de Vitosha.

Por la mañana nos trasladaremos al barrio cercano de Boyana, famoso por la Iglesia de Boyana. Esta es una pequeña joya arquitectónica construida en 3 etapas distintas - siglos XI, XIII y XIX. Forma parte de UNESCO por la alta calidad de sus frescos que llevan rasgos pre-renacentistas. Después de la visita de la iglesia subiremos por un sendero pintoresco hasta la cascada de Boyana. De allí seguimos un sendero agradable entre un bosque de hayas hasta el barrio de Dragalevtzi.

Por la tarde traslado a Govedartzi, a nuestro alojamiento de las 2 siguientes noches.

Desniveles aproximados: +550m / -300m. Unas 5 horas de marcha efectiva (sin contar paradas).

Día 4, 23 de julio. Por el valle de Malyovitza, lago Elenino.

Subiremos por el valle más estimado por los alpinistas búlgaros, en la Montaña de Rila...Después del desayuno, corto traslado en vehículo hasta el centro de montañismo y alpinismo de Maliovitsa, desde donde tomaremos un camino cómodo que nos llevará al refugio con el mismo nombre. Disfrutaremos de una merecida pausa antes de continuar por el gustoso valle dominado por la cima destacada del Malyovitsa. Pasaremos por dos praderas espaciosas llamadas la Primera y la Segunda Terraza, des de donde tendremos la opción de subir al lago Elenino, donde nos espera la magia de un lago glaciar rodeado de preciosas paredes. 

Noche en Govedartsi.

Desniveles aproximados: hasta la Segunda Terraza: +550/-550m; Suplemento hasta el lago + 220 m/- 220 m. Unas 5-6 horas de marcha efectiva (sin contar paradas).

Día 5, 24 de julio. Monasterio de Rila (Patrimonio la Humanidad de la UNESCO)

Después del desayuno, traslado a Sapareva Baña, el lugar con las aguas termales más calientes de toda Bulgaria (el agua sale de la tierra con la temperatura de 104 grados en forma de geiser). Allí quien lo desee podrá gozar de una hora en un balneario al aire libre cuya agua posee unas calidades excelentes para los sistemas óseo, muscular, respiratorio y nervioso.

Después, traslado en minibús al Monasterio de Rila. Este es el santuario más importante para los búlgaros ortodoxos. Se ubica en un lugar espectacular, dentro el profundo valle del río Rilski. El monasterio más grande del país fue fundado en el siglo X y ahora es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. Disfrutaremos, entre otras maravillas, de los frescos del Renacimiento Nacional de Bulgaria (siglo XIX).

Tras la visita, nos trasladaremos en nuestro minibús unos 4 km. valle arriba, para dar un paseo agradable de 1 hora por los bosques centenarios que pertenecen al monasterio - es una ruta de peregrinación hasta el lugar donde vivió el santo búlgaro más venerado - San Juan de Rila.

Por la tarde, traslado a Bansko, donde podemos pasar una agradable tarde paseando por el centro antiguo del pueblo o descansando.

Noche en Bansko.

Desniveles aproximados: +50m/-150m. Alrededor de 1 hora de marcha efectiva (sin contar paradas).

Día 6, 25 de julio. Los lagos del PN de Pirin.

Después de nuestro día "espiritual" en los bosques sagrados de Rila, vamos a sumergirnos otra vez en el la belleza alpina de la alta montaña y disfrutar las formas preciosas esculpidas por el hielo hace miles de años.
El minibús nos llevará hasta la altura de 1850m, donde se encuentra el refugio de Banderitsa. Estaremos en el mismo corazón del Parque Nacional de Pirin, declarado Patrimonio Natural de la Humanidad por su biodiversidad excepcional. En el camino al refugio de Vihren podremos visitar el árbol más viejo de Bulgaria, con una edad de 1300 años. Del refugio de Vihren se puede contemplar el pico más alto de la montaña del PN de Pirin, cuya visión nos acompañará un buen rato durante la marcha.
Nuestro ascenso empieza por un precioso valle verde de origen glaciar, con sus numerosos lagos - el Ojo, el Lago de los Peces, el Lago de las Ranas, el Lago Largo-. 

Noche en Bansko.

Desniveles aproximados: +500/-500. Alrededor de 5 horas de marcha efectiva (sin contar paradas).

Día 7, 26 de julio. Monasterio de Rojen y Melnik.

Por la mañana, traslado hasta la región de Melnik, la ciudad más pequeña de Bulgaria, declarada ciudad, no por su tamaño, sino por su importancia histórica. Visita del monasterio de Rojen y después volveremos a pie a Melnik siguiendo un sendero muy especial, por un paisaje diferente a los del resto del viaje. Caminaremos entre las formaciones piramidales de arenisca, esculpidas por la acción de la erosión, que han originado el nombre del lugar, Melnik (o "Roca Blanca").
Una vez en Melnik podremos visitar una casa-museo, descansar en una de las pequeñas tabernas y degustar los vinos que són bien conocidos y considerados como los mejores de Bulgaria, visitar el museo del vino, ...

Noche en Melnik.

Desniveles aproximado: + 50m/- 300m. Unas 2 horas y media de marcha efectiva (sin contar paradas).

Días 8, 27 de julio. Lago Kerkini i antigua ciudad de Dion.

Después del desayuno nos despedimos de los bosques frondosos de Bulgaria y nos dirigimos hacia Grecia soleada.
Muy cerca de la frontera se encuentra el lago Kerkini. Es uno de los lugares más importantes de la península de los Balcanes para las aves acuáticas. Pasaremos una hora agradable navegando por el lago observando el paisaje y buscando a algunos de los habitantes de la zona: pelicanos, garzas, cormoranes… búfalos y otros especies volantes y no volantes.

Después, traslado a la zona donde se ubica nuestro alojamiento, donde se encuentran los restos de la ciudad antigua de Dion. Allí tendremos tiempo para visitar el museo y los restos arqueológicos del lugar. Transitaremos por los restos de unas calles construidas en siglo V a.C., veremos los restos del templo donde el mismo Alejandro Magno hizo un sacrificio a Zeus antes de empezar su campaña hacia Persia…

Alojamiento y noche en Litochoro.

Día 9, 28 de julio. Monasterio de San Dionisios y Cañón del río Vithos.

Por la mañana el minibús nos subirá hasta el corazón de la montaña del Olimpo, al monasterio de San Dionisios (de siglo XVI). Después de visitar este lugar sagrado, iremos a pie hasta Litochoro por el pintoresco cañón del río Vithos. Pasaremos al lado de pozas de color azul celeste y gozaremos de la vista que se nos abre hacia el mar.

Por la tarde llegamos a Litochoro y tendremos un poco de tiempo libre.

Desniveles aproximados: +300/-800. Unas 4-5 horas de marcha efectiva (sin contar paradas).

Día 10, 29 de julio. Tesalónica.

Por la mañana, traslado en minibús hasta Salónica o Tesalónica, una ciudad con una gran riqueza artística y arqueológica. Con sus 3000 años de historia, conserva restos de su pasado romano, bizantino, otomano y de su anterior población judía. Sus iglesias bizantinas, en concreto, están incluidas dentro del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Una joya histórica y artística ... tendréis todo el día libre para disfrutarla. Vuestra guía os acompañará durante la visita si se queréis o si no, os dará las indicaciones que deseéis para visitarla por vuestra cuenta. Dispondrés de habitación en un hotel en el centro para descansar, dejar vuestros equipajes, dormir un poco, ..., antes de coger el vuelo, de madrugada.

Hotel en Tesalónica.

Día 11, 30 de julio. Vuelo a Barcelona.

De madrugada, traslado al aeropuerto y vuelo de regreso directo en Barcelona.


CON EL FIN DE GARANTIZAR LA SEGURIDAD DE LOS PARTICIPANTES Y EL CORRECTO DESARROLLO DE LA ACTIVIDAD, BONVIURE SE RESERVA EL DERECHO DE MODIFICAR LOS ITINERARIOS SI LAS CONDICIONES ATMOSFÉRICAS O EL ESTADO DEL TERRENO O CUALQUIER OTRA CAUSA ASÍ LO REQUIEREN.